H'Mong

 

 

...

Los H'mong se instalaron en Vietnam entre el siglo XVIII y principios del siglo XX en las regiones fronterizas de gran altitud y de relieve accidentado. Se dedican a la explotación de maderas preciosas y a la ganadería. Las singulares tierras cultivables permiten la siembra de maíz, arroz, verduras, cáñamo y algodón. Los H'mong son capaces de transformar colinas enteras en arrozales irrigados en terraza mediante un trabajo extraordinario de esfuerzo e ingenio. Los paisajes así creados son verdaderos éxitos arquitectónicos y artísticos. Los H'mong también son conocidos por el cultivo de manzanos, ciruelos y melocotoneros.
 
Así mismo producen artesanía familiar, en particular la fabricación del fusil tradicional. Anteriormente, el cultivo de adormidera fué un recurso de ingresos importante para los H'mong.

 
La sociedad H'mong se caracteriza por una gran solidaridad  tanto entre los miembros de un mismo linaje como entre los aldeanos. Siempre manifestaron un gran arraigo a su independencia, y su identidad cultural y a su solidaridad familiar. La comunidad aldeana establece los convenios que son respetados y defendidos por sus miembros y cuyas violaciones se castigan severamente. El Budismo, el Confucionismo y el Taoísmo dejaron rastros en las creencias religiosas de los H'mong.
 
La vivienda H'mong es rudimentaria. Está enteramente construida con materiales de origen vegetal (madera, bambú, paja). No hay ni ventanas, ni chimenea, ni tabique interior. El altar de los antepasados está instalado en el arco o “habitación” central; los dos arcos laterales sirven de cocina y de dormitorio.
 
Los H'mong confeccionan sus prendas de vestir con cáñamo que tejen ellos mismos y que tiñen de añil. Se distinguen entre ellos por el color de sus trajes y sus peinados. Hay H'mong blancos, negros, verdes, rojos y mezclados. Las mujeres llevan una falda amplia, una pechera sobre la espalda, un delantal cubriendo la falda, un cinturón  tejido, una camisa de manga larga amplia, abierta sobre el pecho, y coloridos cubre-pechos.

 

Las mujeres H'mong se atavían con grandes collares, pulseras y pendientes. Los hombres, a veces van cubiertos con la boina redonda de tejido bordado, llevan pantalones anchos, ajustados a la cintura, y una chaqueta de manga ancha. 
 

     
H'mong Negro   H'mong Rojo   H'mong aborla roja   H'mong abigarrado